Agua en tiempos de pandemia: el verdadero líquido vital


Novedades

El valor del agua como nuestro líquido vital ha sido evidente durante la pandemia de COVID-19. El Programa FECASALC apoya inversiones para asegurar que el agua fluya cuando más las necesitamos.

En 2021, el tema del Día Mundial del Agua es “valoremos el agua”. Para destacar el significado y el verdadero valor del líquido esencial, desde FECASALC —alianza estratégica entre la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) y el Banco Interamericano de Desarrollo— resaltamos las experiencias de tres países donde el Fondo implementa operaciones de dotación de servicios de agua y saneamiento y de impulso a la institucionalización del sector de agua y saneamiento.

Paraguay: la crisis como oportunidad

Con la llegada de la pandemia, el acceso a agua de calidad pasó de ser una necesidad urgente a un asunto de vida o muerte. Para ampliar el alcance del Proyecto de Construcción de Sistemas de Agua y Saneamiento para Pequeñas Ciudades de Paraguay, se optó por realizar mejoras o reparaciones que optimizaran el funcionamiento de los sistemas existentes en 69 comunidades rurales, en lugar de construir nueva infraestructura.

Además, se instalaron casetas de cloración en otras 500 comunidades y se mejoraron los sistemas básicos de agua y saneamiento en 45 hospitales y unidades de salud familiar. Todos estos resultados se consiguieron aplicando un modelo de concurso de precios, donde se privilegian las ofertas más económicas, siempre que las obras, bienes o servicios que contraten sean de baja complejidad. De esta manera, la labor del Servicio Nacional de Saneamiento Ambiental (SENASA), con el apoyo de FECASALC, elevó el número de beneficiarios de 25 mil a más de 240 mil.

República Dominicana: agua para poblaciones vulnerables

La ejecución del plan de emergencia en la provincia San Cristóbal ha permitido poner en marcha un protocolo de seguridad y garantizar el suministro de agua durante la pandemia. Este plan integra los trabajos esenciales y la organización del personal del Instituto Nacional de Aguas Potables y Alcantarillados (INAPA).

A fin de asegurar la continuidad del servicio, se definieron e implementaron protocolos de salud para los empleados, con medidas y equipos de bioseguridad para la reparación de averías,  atención al cliente por teléfono, difusión de boletines informativos para el personal, uso de canales de comunicación remota con los usuarios y desarrollo de herramientas tecnológicas para el pago en línea del servicio.

Costa Rica: trabajando con las comunidades

Antes de la pandemia, el Instituto Costarricense de Acueductos y Alcantarillados (AyA), con recursos del Fondo, realizó varias capacitaciones en centros educativos sobre la importancia del agua, las buenas prácticas para su uso, el manejo de aguas residuales y de residuos sólidos. Junto con las Asociaciones Administradoras de los Sistemas de Acueductos y Alcantarillados (ASADAS), efectuaron talleres didácticos de sensibilización de los pobladores sobre su consumo de agua. En ellos, se mostró la cantidad necesaria para llenar un recipiente de un metro cúbico, a fin de concienciar a las personas sobre el manejo adecuado de sus recursos hídricos.

Desde marzo de 2020, las empresas contratistas que ejecutan las obras de agua y saneamiento generaron e implementaron protocolos para evitar contagios, con capacitaciones al personal, conformación y seguimiento de burbujas (grupos pequeños de trabajo), colocación de cabañas sanitarias y zonas de lavado de manos. Aproximadamente, 70% del personal de las contratistas son miembros de las comunidades donde se realizan los proyectos. Así, los trabajadores capacitados pudieron difundir lo aprendido entre sus familias y comunidades, logrando un efecto multiplicador.

También se implementaron protocolos preventivos para cada ASADA y para el Comité de Agua de la Comunidad Indígena Malecu, considerando las características y condiciones de las oficinas, con el propósito de llevar a cabo de manera segura los módulos presenciales de fortalecimiento de capacidades para desarrollo comunitario. Al mismo tiempo, se mantuvieron las visitas de los gestores sociales para informar a la población sobre el proyecto en su comunidad, bajo normas estrictas de bioseguridad.

Por otro lado, para la promoción del pago oportuno del servicio de agua, el uso eficiente de este recurso y la implementación de las medidas de higiene para prevenir enfermedades, se desarrolló una campaña de comunicación que actualmente llevan a cabo las ASADAS. Los productos de la campaña incluyen material didáctico con mensajes accesibles para la ciudadanía, como videos animados, una radionovela, locuciones para trasmitir por perifoneo y radio, afiches, artes y stickers para difundir en redes sociales, etc.

El apoyo de FECASALC en los tres países ha sido clave para sensibilizar a la población sobre el valor del agua, garantizar el servicio durante la pandemia y contribuir a la prevención de contagios con un hábito en apariencia simple, que en las zonas rurales de Paraguay y Costa Rica continúa siendo un desafío: lavarse las manos con agua de calidad.

fuente  blogs.iadb.org
  • Actualmente 0.00/5
Calificación: 0.00/5 (0 votos registrados)

Share It!